GRATÉN DE CALABAZA & CEBOLLA ROJA


Antes de que ya no queden calabazas de temporada en el mercado, quería compartir con vosotros una receta que he repetido varias veces a lo largo del otoño.

Se trata de darles un puntito especial a verduras asadas en el horno, gratinándolas con un poco de queso y pipas de calabaza para rematar el asunto. Con pasta, arroz o quinoa es una cena deliciosa y sencilla.

¿Os gusta la idea?

¡Feliz miércoles!

GRATÉN DE CALABAZA & CEBOLLA ROJA

Para 4 personas

1 calabaza potimarron pequeña (unos 500g con piel pero sin semillas para daros una idea)

3 cebollas moradas medianas

1CS* de aceite de oliva

1CS* de sirope de arce

10 hojas de salvia (frescas o secas)

100g de bacon cortado en tiras finas

2CS* de pipas de calabaza

30g de queso para gratinar

Sal, pimienta

Calentamos el horno a 200º con calor ventilado.

Limpiamos bien la calabaza potimarron ya que vamos a consumir su piel, le quitamos las semillas y la cortamos en dados de tamaño bocado.

Pelamos las cebollas rojas y las cortamos en 6 “abanicos” procurando que queden sujetos por la base.

En un bol, mezclamos muy bien la salvia picada con la calabaza y la cebolla morada, las tiras de bacon, sal poquita y pimienta mucha. Añadimos el aceite de oliva y el sirope de arce y mezclamos bien para cubrir uniformemente las verduras.

Forramos una bandeja de horno con papel vegetal y repartimos las verduras procurando que no se solapen mucho. Horneamos unos 30 minutos, removiendo un par de veces.

Dependiendo de nuestra calabaza y de nuestro horno, puede que tengamos que ajustar este tiempo. Cuando las verduras están hechas, las reunimos en una fuente de hornear ligeramente engrasada con aceite de oliva. Repartimos el queso y las pipas de girasol y horneamos unos 5/10 minutos extra hasta que quede bien gratinado.

Servimos calentito, con quinoa por ejemplo.

Bon profit!

Algunas explicaciones útiles o no tan útiles

*CS: Cuchara Sopera

Tal vez te apetezca también


0 Comments

Leave A Comment

Deja un comentario