HOJALDRE RÁPIDO & SENCILLO


No suelo compartir en el blog muchas recetas de preparaciones básicas. Porque hay mucha información y vídeos por la red y creo que no aportaría mucho al tema.

Pero quiero compartir una receta basa que me ha cambiado la vida.

La masa de hojaldre clásica suele ser entretenida y algo complicada, además no le gustan altas temperaturas ni muchas cosas más.

La masa de hojaldre exprés que os traigo hoy da el pego: la textura y el sabor son muy pero que muy parecidos a muchos hojaldres clásicos y su sabor es insuperable en comparación con las láminas que se pueden comprar en las tiendas.

Cuando queremos preparar una buena galette des rois parisienne o un sol de pesto para el aperitivo, es la receta perfecta.

¿Te animas con los consejos y las fotos del paso a paso?

Masa de Hojaldre Rápida & Sencilla

Hoy...

HOJALDRE RÁPIDO & SENCILLO**

Un día como hoy hace…

Para un disco grande de 28cm

150g de harina (mejor si pensáis en dejarla en la nevera el día antes)

170g de mantequilla cortada en trocitos y conservados en la nevera después de cortarlos

72g de agua helada de la nevera

¼ cc* de sal marina fina

En un bol grande, mezclamos la harina con la sal y la mantequilla.

Con la ayuda de 2 tenedores (o del aparato dedicado que no es imprescindible), vamos integrando la mantequilla en la harina:

Usaremos los tenedores o el aparato para no tocar con las manos ya que no queremos calentar la mantequilla.

Tenemos que obtener trocitos del tamaño de un guisante pequeño:

Formamos un pozo en el centro y añadimos el agua helada que integramos progresivamente con la ayuda de una cuchara de palo. Terminamos amasando ligeramente con las manos para obtener una bola, con trozos de mantequilla visibles. Espolvoreamos con un poco de harina la encimera y le damos una forma ligeramente cuadrada a nuestra bola de masa.

Ahora toca estirar la masa con un pelín de harina en un rectángulo de unos 32/35 centímetros de largo, vigilando que la masa no se pegue a la encimera o al rodillo:

Con cuidado (podemos usar una brocha), quitamos el exceso de harina de la masa, para que quede cuanto menos mejor:

Y plegamos la masa en 3, procurando quitar harina en la parte alta plegada antes de plegar por encima la parte de abajo:

Giramos la masa de 90º y repetimos 3 veces las mismas pautas (estirar y plegar):

Cuando hayamos terminado con los pliegues, quitamos bien la harina y envolvemos en papel film y dejamos reposar en la nevera por lo menos 1 hora (pero puede ser una noche o un par de días).

Ya tenemos nuestro hojaldre listo! Si lo hemos tenido en la nevera varias horas, puede que lo tengamos que dejar atemperar un poco al salir de la nevera para manejarlo mejor.

Bon profit!

Algunas explicaciones útiles o no tan útiles

*cc: cucharita de café

** Todos los detalles para conseguir una masa de hojaldre perfecta los descubrí en Chocolate & Zucchini aquí.

Tal vez te apetezca también


0 Comments

Leave A Comment

Deja un comentario