MELOCOTONES AL VINO TINTO (EN CONSERVA)

¡Aquí estamos de vuelta después del puente! Poca cocina pero repasando mis recetas pendientes de publicar, he caído en que no tenía en el blog mi receta para conservar melocotones al vino tinto, una versión de los clásicos melocotones en almíbar pero con matices más de día de fiesta…

O de días tristes de fin de invierno donde ya nos apetece otra cosa que peras, manzanas y naranjas :o) Las cantidades son un poco a ojo ya que dependiendo de vuestros botes y melocotones podréis necesitar más o menos.

La clave está en rellenar al máximo los tarros con melocotones y después sólo completar con el sirope de vino tinto. Merman un poco durante el proceso de pasteurización por lo cual cuanto más llenos, mejor.

Y si lo vuestro no son las conservas, podéis preparar estos ricos melocotones como postre de verano.

¡Feliz semana!

Hoy...

MELOCOTONES EN VINO TINTO EN CONSERVA

Para 4/5 conservas

dependiendo del tamaño

12/14 melocotones maduros pero firmes

500ml de vino tinto

160g de azúcar moreno

1 rama de canela

La piel de un limón ecológico

La piel de ½ naranja ecológica

75 ml de ron

Escaldamos los melocotones y los pasamos en agua helada. Los pelamos y los cortamos en cuartos o el tamaño que nos apetezca, acorde al tamaño de nuestros botes de conserva.

Hervimos unos 4/5 minutos el vino con el azúcar moreno, las pieles de limón y naranja y la canela.

Añadimos el ron y hervimos 2/3 minutos más.

Cocinamos los melocotones preparados 3 minutos y los pasamos en los botes previamente escaldados. Procuramos arreglarlos bien para que estén cuanto más apretados mejor ya que perderán volumen.

Hervimos el vino especiado para que reduzca ligeramente y llenamos los botes rellenos. Tapamos enseguida y pasamos en una olla rápida, envueltos con un paño para que no se choquen durante la pasteurización.

Cerramos la olla y la ponemos al 2. Al pitido, dejamos cocer 8 minutos y dejamos enfriar los botes en la olla sin abrirla antes de que esté fría.

Ya tenéis unas conservas listas para disfrutarlas a lo largo del año :o)

Si no queremos envasar los melocotones, basta seguir los mismos pasos y guardarlos en la nevera sumergidos en su jugo y bien tapados para servirlos fresquitos.

Si hemos preparado conservas y nos sobra jugo, se congela muy bien y lo podremos usar para otra tanda de melocotones o incluso peras al vino, ¡una delicia!

Bon profit!

 

Algunas explicaciones útiles o no tan útiles

* cc: cucharita de café

Recetas relacionadas


0 Comments

Leave A Comment

Deja un comentario