MERMELADA DE FRESAS & 3 JENGIBRES


Mermelada fresa jengibre (11)

Parece mentira pero los fresones que parecía en enero nunca llegarían ya están llegando en sus últimos días. Es el momento perfecto para conservar su delicioso sabor preparando ricas mermeladas caseras. Hace poco ya compartí la receta de la mermelada de fresas y cardamomo y espero poder subir muy pronto la que preparamos el pasado sábado, con fresas también. Pero guardo su sabor secreto…

La combinación de hoy lleva uno de mis ingredientes favoritos, el jengibre. Para darle un punto especial a mi receta base de mermelada de fresa he usado tres tipos de jengibre distintas: el fresco cortado en trocitos, el en polvo para su punto más picante y el confitado por su textura en boca. El resultado es una mermelada con un sabor intenso que resalta todos los matices de sabor de las fresas. Es sensacional para untar unos panecillos daneses o un pan de espelta casero. Y perfecto para unos ricos yogures caseros.

Así que os dejo la receta de hoy, ¡a mermeladear! Y si os interesan las mermeladas caseras, no os perdáis todos mis trucos y consejos para que os salgan perfectas.

 Mermelada fresa jengibre (6)

MERMELADA DE FRESAS Y 3 JENGIBRES

para unos 7 o 8 potes

 

1.850 kg de fresas bien maduras

1,1 kg de azúcar (para mermeladas, mejor)

1cc* de jengibre en polvo

15g de jengibre fresco cortado en daditos

30g de jengibre confitado

2 sobres de gelificante para mermeladas (opcional pero con las fresas que llevan mucha agua mucho)

 

Pasamos las fresas por agua fría y les cortamos el rabito.

Pasamos por la batidora una tercera parte de las fresas.

Mezclamos este puré de fresas con las fresas enteras y el azúcar previamente mezclado con los sobres de gelificante (o según instrucciones del paquete) y el jengibre en polvo.

Dejamos que el azúcar se funda un par de horas y mezclamos 2 o 3 veces durante este tiempo. (Lo podemos preparar de un día para otro dejándolo en la nevera, tapado con un papel film).

Vertemos esta mezcla en un caldero para mermeladas y ponemos a fuego vivo hasta que rompa a hervir.

Vamos quitando la espuma que se forma y removemos constantemente para que la mermelada no se nos queme.

Dejamos cocer unos 7 minutos y probamos el punto con la prueba del platito**.

Cuando la mermelada esté en su punto, añadimos el jengibre fresco picadito y el jengibre confitado picadito también.

Volvemos a dar un hervor y la vertemos todavía hirviendo en los potes previamente escaldados y los dejamos boca abajo.

Esperamos por lo menos 48h antes de pasteurizar*** la mermelada si no la vamos a consumir en unas semanas. Así te durarán 2 o 3 años… ¡si no te las comes antes!

 

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

* cc: cucharita de café

 

**La prueba del platito

Ya sé que existen varios métodos serios para averiguar si la mermelada está lista o no. Pero a mí, la que más me gusta, es la que suele usar mi abuela: cuando se empieza a preparar la mermelada, se pone un platito en el congelador y cuando se quiera averiguar si la mermelada está en su punto, se vierten una o dos gotas de mermelada sobre el platito. Si se corren en el plato, hay que añadirle algún tiempo de cocción. Si se aguantan, esto significa que la mermelada está lista.

Pero nunca hay que olvidar que todas las frutas no “cuajan” de la misma manera, o sea que la mermelada de fresa nunca será naturalmente tan firme que la de plátano por ejemplo.

 

*** Pasteurizar mermelada casera

Suelo usar menos azúcar en mis mermeladas que en las recetas clásicas. Para que me duren meses (¡e incluso años!) a pesar de esto, siempre las esterilizo. ¿Cómo? Es muy sencillo: en la olla presión, 5 minutos al 2. ¡Y ya está! Así las puedo conservar varios años: algunas que se habían escondido incluso me duraron 3 años (más la verdad es que no lo sé porqué ¡¡¡nunca he tenido mermeladas que duren tanto!!!).

1ProP por cada 3 cucharas soperas

Assiettebis.png

Tal vez te apetezca también


12 Comments

Leave A Comment

Deja un comentario

  • Maribel, 05 de febrero de 2012 Responder

    Me encanta tu blog, y aunque no soy una gran cocinera, ni siquiera mediana, me gusta mucho seguir recetas y ver lo que se hace. Creo que me animaré después de conocerte. Y ahora mi pregunta:¿que
    es un caldero de mermelada? ¿Es distinto,no se puede hacer mermelada en una olla o un cazo normal?Me he apuntado para seguirte y ya te contaré si me sale algo.

    • Palmira, 06 de febrero de 2012 Responder

      Me alegro que te guste el blog y si te puede ayudar a animarte para cocinar, todavía estoy más contenta :o)

      Un caldero de mermelada viene a ser una olla poco honda perobastante ancha, hecha de cobre que es un metal que conduce el calor y lo reparte mucho mejor que otros materiales así permite que la
      mermelada se vaya cociendo de manera homogénea y no se pegue o se queme. Además, al tener una gran superficie, la evaporación del agua de la fruta para que se transforme en mermelada con el
      azúcar es mejor por lo cual obtenemos en menos tiempo unas mermeladas sin necesidad de cocerlas demasiado. así conservan mejor el sabor de la fruta y corremos menos riesgos de que se quemen al
      caramelizarse los azúcares. 

      En el blog, puedes ver una foto de un caldero en la receta de la mermelada de claudias con romero aquí.

      Claro que se pueden preparar mermeladas con cazos normales pero tendrás que vigilar más la mermelada y hacer cantidades más pequeñas para conservar una buena evaporación. además puede que tarden
      más en hacerse, pero es cuestión de ir practicando :o) Nosotros lo compramos hace 10 años y está en nuestros trastos de cocina favoritos :o)

      Saludos y si tienes cualquier duda, ya sabes,

      Palmira

  • Ade, 31 de mayo de 2011 Responder

    Mermelada!! Esta semana nos toca mermeladear, asique...igual me animo con alguna de tus recetas "distintas"!! Ya te contaré!

    Un beso grande!!

    • Palmira, 01 de junio de 2011 Responder

      Son distintas pero la mayoría de las veces las especias o cositas que añadimos realzan el sabor de la fruta con la que se combinan... ¡y sólo publico las que nos han encantado y que repetiremos!

      Estoy impaciente que me cuentes que mermeladearás este fin de;o)

      Besos,

      Palmira

  • kako, 31 de mayo de 2011 Responder

    Palmira, gracias por la receta, tengo jengibre confitado y como que no sé que hacer con el, me voy de cabeza por las fresas, las de Suiza están más ricas que nunca, tenemos mucho sol.

    Besitos.

    • Palmira, 01 de junio de 2011 Responder

      Estos días aquí también, las fresas del Maresme están de miedo, dulces, gorditas y muy bien de precio.

      Verás que si te gusta el jengibre es una combinación super rica!

      Besitos,

      Palmira

  • Laube, 30 de mayo de 2011 Responder

    Palmira, me ha encantado esta mermelada... Eso que hay en el platito es jengibre confitado?. Es que hoy he preparado un cake de avellanas y jengibre confitado y nos ha encantado... jejejejej

    Tiene que estar deliciosa esa mermelada de fresas con toque picantito pr el jengibre...

    Un besote

    • Palmira, 30 de mayo de 2011 Responder

      yo no sé porque pero a veces salen dos veces estos días... pasa cada cosa... jejeje

      Besos,

      Palmira

  • Laube, 30 de mayo de 2011 Responder

    Ayyyy, qué rica, Palmira. Eso que se ve en uno d elos platitos es jengibre confitado?. Es que hoy he hecho un cake de jengibre confitado y avellanas y me ha encantado. Ya me imagino el sabor de
    esa mermelada de fresas con ese toque picantito que dices... uyyyyyy. Me ha encantado!

    Un besote

    • Palmira, 30 de mayo de 2011 Responder

      Si, es jengibre confitado. Es delicioso, a mi me gusta así tal cual para picar o para darles un puntito picante a los cereales caseros. En cakes suele ser una bomba absoluta, y con harina de
      castañas ni te cuento ;o)

      Muchas gracias y besitos,

      Palmira

  • Marhya, 30 de mayo de 2011 Responder

    Palmira, una mermelada muy especial y seguro que riquísima, el punto del jengibre tiene que ser la bomba. ¡Me encatan tus mermeladas, voy a tener que ponerme las pilas!

    Un beso

    • Palmira, 30 de mayo de 2011 Responder

      Muy buena y distinta sin llegar a ser rara ;o)

      El punto de jengibre, con el dulce de la mermelada y el aroma de las fresas...

      Muchas gracias Marhya. Ya ves, muchas de nuestras mermeladas llevan cositas añadidas sacadas de la despensa o de la nevera. Antes solíamos preparar mermelada de fruta y nada más... pero desde que
      hemos empezado a hacer mezclas, realmente vemos que vale la pena preparar mermelada casera!

      Besos,

      Palmira