UNA IDEA PARA DISFRUTAR DE LAS MARAVILLAS DEL MAR: TAPA DE ALMEJAS (CRUDAS) Y LIMA

Después de pasar frío estamos pasando un calor brutal en París, aunque no tengo dudas que un sevillano estaría muerto de risa de oír la gente hablar de calor sofocante jejeje

 

Aun así apetece poco meterse en la cocina y todavía menos encender el horno. Hace 15 días no me supuso ningún problema encender el horno para preparar esta rica merluza con su vinagreta de ajos y romero pero el pasado fin de semana me alegré al ver que en la cesta del mar venían almejas :o)

 

UNA IDEA PARA DISFRUTAR DE LAS MARAVILLAS DEL MAR: TAPA DE ALMEJAS (CRUDAS) Y LIMA

¡Qué bien! Con lo que a mí me gustan crudas… Sencillamente abiertas con un cuchillo, un poco de lima rallada y unos toques de aceite de limón: si nunca la habéis comido así, os puedo asegurar que ya estáis tardando.

 

Seguro que mucho conocéis esta manera de preparar las almejas pero por si acaso, me hacía ilusión compartir la receta para el fin de semana. Sin más os dejo con ella y os deseo un muy feliz fin de semana.

 

UNA IDEA PARA DISFRUTAR DE LAS MARAVILLAS DEL MAR: TAPA DE ALMEJAS (CRUDAS) Y LIMA

TAPA DE ALMEJAS (CRUDAS) Y LIMA

Para 4 raciones

 

Unas 25/30 almejas fresquísimas y libres de arena

Una lima ecológica o sin tratar (ya que vamos a usar su piel)

Aceite de limón o aceite de oliva suave

Sal gorda (para la presentación)

 

Abrimos las almejas como si de ostras se trataran. Parece difícil pero se abren con facilidad.

A medida las vamos colocando sobre una cama de sal gorda para que se aguanten bien y conserven su agua.

Rallamos la piel de la lima y la reservamos.

Pelamos la lima al vivo y separamos sus gajos que cortamos en trocitos pequeños.

En cada almeja, colocamos un poco de pulpa de lima y de su ralladura, una gotita (de las contadas, ¡¡no un chorretón!!) de aceite de limón y…¡a comer!

 

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles