SEGUIMOS CON PROBLEMAS EN EL BLOG Y SIN PRIMAVERA PERO PUBLICANDO SI O SI: AGUACATES CRUJIENTES

No, no estáis en una entrada vieja pero sigo con muchos problemas en el blog, a pesar de buscar y rebuscar no consigo cambiar la plantilla de navidad para poner la primaveral… Aunque estoy tan desesperada que me conformaría con poder ponerla blanca. Si sabéis de alguien que me pueda echar una mano, me sería de gran ayuda…

 

Pero vamos al tema que es un blog de cocina y no de lloriqueos :o) Aunque desahogarse a veces sienta muy bien, ¿verdad?

 

Hasta el año pasado, nunca había cocido aguacates, y todavía menos me imaginaba que horneados estarían tan ricos. Primero preparé la crema de zanahorias y aguacate y después estos aguacates empanados y horneados… ¡están de puro vicio!

 

Si queréis preparar algo para el aperitivo este fin de semana distinto, seguro que sorprenderéis mucho a vuestros comensales. Además no tardéis porque aun que se encuentren todo el año es ahora cuando están en su mejor punto (¡y más baratos!).

 

¡Feliz miércoles!

 

SEGUIMOS CON PROBLEMAS EN EL BLOG Y SIN PRIMAVERA PERO PUBLICANDO SI O SI: AGUACATES CRUJIENTES

AGUACATES CRUJIENTES*

Para 2/3 personas

 

2 aguacates medianos, maduros pero todavía bien firmes

1 huevo pequeño

5CS** de pan rallado de espelta

1 buena pizca de flor de sal

1 pizca pequeña de pimienta negra molida

 

Calentamos el horno a 210º, con la función gril si la tenemos (mejor no usar el ventilador para esta receta).

Colocamos en la bandeja del horno una base de silpat o de teflón o de papel vegetal.

Pelamos los aguacates y los cortamos en gajos de aproximadamente 1cm, procurando que todos tengan el mismo tamaño.

Batimos el huevo en un plato hondo y mezclamos el pan rallado de espelta con la flor de sal y la pimienta.

Pasamos cada trozo de aguacate por el huevo batido y después por el pan rallado, apretando bien para que el pan adhiera al huevo. Los vamos colocando en la bandeja del horno.

Horneamos en posición alta (en la 3ª de 4 en mi horno) unos 7/10 minutos hasta que los aguacates estén crujientes y dorados.

Seguimos enseguida, calentitos y crujientes.

 

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

* La receta se inspira del libro The Sprouted Kitchen.

**CS: Cuchara Sopera