RETO ALGAS: RAMEQUINES DE HUEVO EN JALEA DE ALGAS Y SALMÓN AHUMADO (CON AGAR AGAR)

Ramequines de huevo en jalea de algas y salmón ahumado (1)

Hoy toca doble ración de algas por llegar tan justita al reto algas :o) Ensalada de algas por un lado y agar agar en polvo para obtener una textura de jalea, original y con sabor a mar total.

 

Para quienes no os gustan los productos del mar en general claramente esta receta no es para vosotros pero para los amantes del iodo, una alternativa distinta y super sabrosa :o)

 Ramequines de huevo en jalea de algas y salmón ahumado (5)

Os aconsejo usar ramequines pequeñitos ya que sino para mi gusto hay demasiada “jalea” y poco “relleno”.

 Y para quienes busquen más ideas con algas, podéis pinchar aquí.

 

¡Feliz miércoles!

 Ramequines de huevo en jalea de algas y salmón ahumado (3)

RAMEQUINES DE HUEVO EN JALEA DE ALGAS Y SALMÓN AHUMADO

(CON AGAR AGAR)

Para 4 personas

 

4 huevos pequeños

500ml de caldo de pescado (o de agua)

40g de salmón ahumado

3 trozos de unos 10 cm de algas conservadas en sal (lechuga de mar, espagueti de mar y wakamé en mi caso)

2g de agar agar en polvo

La piel rallada de una lima pequeña

 

Empezamos preparando las algas, siguiendo las instrucciones del paquete, en mi caso usé algas PortoMuiños y las pasé por agua del grifo y después 3 veces 5 minutos de remojo en agua fría para quitarles la sal. Después las cocí 15 minutos a fuego medio y las escurrí después de pasarlas por agua fría para que paren su cocción. Cortamos en trocitos pequeños y reservamos.

 

Después prepararemos los huevos. Los colocamos en un cazo pequeño con agua fría, calentamos a fuego medio fuerte hasta que empiece el agua a hervir, paramos el fuego y tapamos y contamos 5 minutos. Al cabo de este tiempo, los pasamos en un bol de agua helada y les quitamos la cáscara con cuidado. Reservamos.

 

Cortamos el salmón en taquitos pequeños y reservamos.

 

Mezclamos el agar agar con 1/3 parte del caldo de pescado. Calentamos las 2/3 partes del caldo de pescado sobrantes y cuando rompa a hervir añadimos el caldo con el agar agar. Cuando vuelta a hervir, siempre mezclando con las varillas, contaremos 2 minutos hirviendo y reservamos.

 

En el fondo de 4 ramequines de 125/150 ml, vertemos una cucharada de caldo con agar agar. Por encima repartimos la mitad del salmón ahumado y de las algas picadas y la mitad de la ralladura de lima. Colocamos el huevo en el centro y vertemos otra cucharada de caldo con agar agar. Volvemos a repartir el salmón ahumado y las algas y terminamos vertiendo el caldo que nos sobra hasta recubrir o casi los huevos. Espolvoreamos con lo que nos queda de ralladura de lima y dejamos que cuajen a temperatura ambiente SIN MOVERLOS antes de que estén cuajados, sino probablemente se cortarían.

Reservamos en la nevera por lo menos 2 horas o mejor si podéis, una noche completa.

 Bon profit!

nappetitre

Tal vez te apetezca también


5 Comments

Leave A Comment

Deja un comentario

  • MªJose, 30 de enero de 2014 Responder

    Dos ingredientes lleva esta receta que muchas ganas les tengo, primcipalmente a las algas pero me tiran un poco para tras por si no me las prueban,algun dia sera, el otro es el agar-agar, bikiños
    guapa

  • Nenalinda, 30 de enero de 2014 Responder

    Se ven de lo mas apetecibles de buena gana me llevaba uno de tus vasitos en casa las algas solo me gustan a mi y siempre las hago de la misma manera, te ha quedado una receta de relujo.Bicos mil
    wapa.

  • ANABDN, 29 de enero de 2014 Responder

    Total sabor a mar en el vaso, como mínimo ha de ser sorprendente y otra forma de incorporar las algas con su sabor potente.

    Besos.

  • Su, 29 de enero de 2014 Responder

    Siempre me sorprende tu reto algas, se puede hacer tanto... Al agar agar la llamo el alga de las gelatinas para veganos. Con estos ramequines seguro que sorprendes. Un besote.

  • Marhya, 29 de enero de 2014 Responder

    Me parece una idea fantástica! A mi si que me gusta el sabor a mar, así que me parece impresionante para recibir, un entrante o similar con sabor a mar y a bastante buen precio (comparado con
    algo de marisco, por ejemplo). Y sorprendente, para quedar muy bien. Me encanta la idea.

    Besos.