ARROZ CON LECHE CON TÉ AHUMADO LAPSANG SOUCHONG & PIÑA


Copie-de-Riz-au-the-lapsang-souchong--14-.JPG

Bueno, después de tantos cambios con Polyanna, pensaba esperarme unas cuantas semanas más antes de volver a participar en eventos blogueriles. Pero cuando vi el tema del HEMC de este mes “Postres con té”, no me pude controlar y mi cerebro entró en modo “obsesión”. Gracias a La Mambalina, por esta idea tan estupenda.


HEMC42.jpg
Me encanta el té, o más precisamente, me encantan LOS tés, negros, verdes, blancos, semi fermentados… Cada uno tiene su toque especial, todos tienen su momento para saborearlos. Claro que el que nunca falta por lo menos una vez al día en mi taza es el Earl Grey pero hay tantos tés estupendos… La verdad es que no sabría por donde empezar. Cuando quiero hacerme un regalo (o que me hagan…), me voy a dar una vuelta por la web del Palais des Thés, una web especializada en tés estupenda. ¡Ojo, nadie me paga por hablar de ellos! Así que si los menciono es ¡porque me fío de ellos desde 10 años cuando quiero un té de primera!

 

Para esta primera participación en el HEMC#42, he escogido un té ahumado, un Lapsang Souchong para ser precisa. Su punto de sabor ahumado le da un perfume muy sofisticado e inédito al arroz con leche, mientras la piña con su sabor entre dulzor y acidez acaba rematando el postre.

 

¡¿Conocías esta familia de los tés ahumados?!

Copie de Riz au thé lapsang souchong (5)

ARROZ CON LECHE CON TÉ LAPSANG SOUCHONG Y PIÑA

(apto para diabéticos)

para 4 personas

 

75g de arroz redondo

750ml de leche desnatada (+ ½ tacita de café)

45g de sirope de agave

20cl de zumo de piña sin azúcar

5g de té ahumado (tipo Lapsang Souchong)

½ piña

½ ramita de vainilla

4CS* de azúcar (opcional)

 

Calentar la leche y cuando eche a hervir, verter el arroz y mezclar.
Dejar cocer a fuego muy suave unos 15 minutos.
Al cabo de este tiempo, añadir el sirope de agave, mezclar.

Colocar el té en un nudillo y añadirlo al arroz con leche.
Seguir cociendo a fuego muy suave durante 15 otros minutos.

Al cabo de este tiempo, sacar el nudillo de té y comprobar si el arroz está tierno o no. Añadir algo de tiempo de cocción si es preciso.

Calentar el zumo de piña y dejarlo hervir unos 5 minutos hasta que reduzca (tienen que quedar como unas 3 cucharas soperas de reducción).

Cuando el arroz esté listo, añadir la reducción de zumo de piña, verter la leche de la tacita bien fría para parar la cocción y mezclar bien.

Colocar el arroz con leche en una fuente fría y taparlo al contacto con un papel transparente y dejar que se enfríe.

Pelar la piña y cortarla en daditos pequeños. Colocarlos en un puchero pequeño con la vainilla y cocer a fuego suave hasta que la piña esté cocida pero siga crujiente.

Para presentar, alternar una capa de arroz con leche, otra de piña y acabar con una de arroz.

De manera opcional (pero le da un puntito crujiente y vistoso al postre), se puede caramelizar la superficie con una cuchara sopera de azúcar y un soplete de cocina.

Copie de Riz au thé lapsang souchong (1)

Bon profit!

 

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

* CS: cuchara sopera

Assiettebis.png

Tal vez te apetezca también


4 Comments

Leave A Comment

Deja un comentario

  • lamambalina, 24 de marzo de 2010 Responder

    Hola palmira!

    mira estoy recopilando todas las recetas del HEMC42 para hacer el resumen y no puedo coger una imagen de tu aportación, por fa, haber si me la puedes enviar a  mi email antes del 26 de
    marzo!

    gracias guapa!

    saludos de lamambalina

    • Palmira, 25 de marzo de 2010 Responder

      Te la acabo de mandar !
      Besos y suerte con el recoplilatorio!
      Besos,
      Palmira

  • Marhya, 24 de marzo de 2010 Responder

    Se ve estupendo. ains, este mes se me torció y ya no voy a tener tiempo de participar en el evento, pero lo que tenía pensado ya lo pondré esta semana santa si logro el tiempo.
    Besitos.

    • Palmira, 24 de marzo de 2010 Responder

      Estoy impaciente por ver tu receta !!! Que esté en el HEMC o no, lo importante es ir pensando en recetas nuevas !
      Un beso,
      Palmira