AIRE Y LLUVIA, ¡QUÉ BIEN!: ANACARDOS CON SALSA DE SOJA (PARA PICAR SIN PARAR)

Aire, lluvia, ¡qué bien! Tengo que confesaros que después de 3 semanas de calor inhabitual en París por fin hoy respiramos!! Qué gustito quedarnos en casa mirando la lluvia (finita pero algo es algo) y estando relativamente fresquitas con Polyanna :o)

 

El verano es tiempo de aperitivos eternos, de comidas al aire libre, de barbacoas, … Muchas veces caen los típicos cacahuetes y hoy os propongo una alternativa rica y muy sencilla de preparar. Se trata de unos anacardos macerados en salsa de soja y horneados para el toque de crujiente extra.

 

Son sencillos de preparar y totalmente adictivos, son de esas cosas que picas hasta que no queden. También me gusta mucho picarlos toscamente para darle un toque crujiente a las ensaladas de tomate por ejemplo, son una pasada.

 

Ya falta poco para las vacaciones… ¡feliz semana a todos lo que seguís aquí!

 

AIRE Y LLUVIA, ¡QUÉ BIEN!: ANACARDOS CON SALSA DE SOJA (PARA PICAR SIN PARAR)

ANACARDOS CON SALSA DE SOJA

(PARA PICAR SIN PARAR)*

Para un bol pequeño

 

150g de anacardos crudos pelados (sin sal ni nada)

1CS** de salsa de soja baja en sal

 

La noche anterior, mezclamos en un tupper con tapa los anacardos con la salsa de soja para que queden bien empapados con ella. Mezclaremos un par de veces más cuando nos recordemos.

El día siguiente, calentamos el horno a 150º y colocamos los anacardos que habrán absorbido toda la salsa de soja en la bandeja del horno forrada con una base de teflón.

Horneamos unos 25-30 minutos removiendo cada 10 minutos y dejamos enfriar completamente.

¡Listos para picar sin parar!

 

Bon profit!

Algunas informaciones útiles o no tan útiles

* La receta original la vi aquí.

**CS: Cuchara Sopera